LUNA NUEVA en VIRGO – 6 y 7 de Septiembre, 2021 — Astrología Arquetípica – Cristina Laird

LUNA NUEVA en VIRGO – 6 y 7 de Septiembre, 2021

LUNA NUEVA en VIRGO – 6 y 7 de Septiembre, 2021 - imagen destacada

Un nuevo ciclo lunar comienza una vez más, que culminará con la Luna Llena en Piscis el 20 de Septiembre, coincidiendo con el Equinoxio de Otoño-Primavera. Esta Luna Nueva en Virgo de los próximos 2 días, nos inicia en esta angularidad Virgo-Piscis que tanto habla del inicio del héroe en su toma de consciencia de que todo lo que vive, aprende, descubre, es para ponerlo al servicio de la Humanidad. Alguien ha dicho que el Cristo es concebido en Virgo y nace en Piscis. Es en Virgo donde conectamos con lo Divino en busca de Transcendencia. Es en este signo, como en la casa 6 o en la voz de Vesta, que visualizamos que esa unidad anhelada con lo divino se logra con lucha, dificultad, conflicto, discordia, dedicación, reconociendo y respetando las limitaciones de lo físico, honorando lo que hemos descubierto que somos en el signo anterior, Leo. Aquí comprendemos que no podemos convertirnos en otra cosa más que en lo que somos. Como decía James Hillman, la bellota sólo puede convertirse en un Roble, o Encina o Alcornoque, el árbol de donde proviene. No puede llegar a ser un pino. La imagen de Cristo (Piscis) crucificado, con las dos Marías (la Madre y María Magdalena) dos aspectos de Virgo, es realmente lo que esta angularidad Virgo-Piscis es. REconocer las limitaciones del cuerpo para transcenderlo.

El diamante interno descubierto en Leo, debe ser pulido con dedicación, trabajo, perseverancia, humildad, disciplina. Virgo es el signo del Discípulo, del Iniciado. En Virgo unimos el Cuerpo, la Mente y el Espíritu. Aquí comprendemos que el pecado más grande es la acción no conectada al alma. Aquí aprendemos a expresar la belleza y la luz de nuestro diamante interno a través del cuerpo al que entrenamos con mucha dedicación y esfuerzo.

Virgo es un signo con muchos regentes: el tradicional: Mercurio, el esotérico: la Luna y también Vulcano o Hefesto, el deforme hijo de Hera, el herrero de los dioses, pero también Ceres y Vesta y principalmente esta última encapsulan la esencia Virgo. En su parte menos apetecible, este signo de la Virgen o Perséfone, o Vesta, se obsesiona con el detalle, la técnica, la limpieza, la salud, la crítica. Pero en su aspecto más evolucionado es la sustancia de la misma consciencia renovada y con ello, la re-declaración del propósito de vida.

ES cuando encontramos como mejor pulir este diamante interno que comprendemos la riqueza de colores que emanan de su brillo, una nueva dimension se hace evidente. Esto no ocurre sin el esfuerzo y la dedicación. Es a través de entender nuestras limitaciones y el dolor que acompaña ese proceso que nos esforzamos por mejorar. Sin dolor no es posible evolucionar. El proceso de aceptación de nuestra mortalidad y las limitaciones físicas es doloroso y agotador, pero la recompensa, extraordinaria. Es en esta angularidad Virgo-Piscis donde encontramos la verdadera “liberación” pero ésta se obtiene con mucho esfuerzo y trabajo, no es un regalo divino.

La Luna Nueva se forma exacta a 14º Virgo 38′ formando una T-cuadrada con otras dos diosas mayores del Olimpo: Ceres (la Madre) y Juno (la Esposa) dos expresiones muy diferentes de la psique femenina. Se puede ser Madre y Esposa pero no son la misma cosa. En realidad estos son dos aspectos de lo femenino que raramente funcionan en armonía. Si nos entregamos a la labor de madre, a menudo descuidamos nuestra sensualidad y el relacionarnos con la pareja como lo hacíamos antes de hacernos madre. Por el contrario, si nuestra foco es en la pareja, los hijos se quedarán sin la atención adecuada. Se pueden hacer las dos cosas, pero a menudo fracasamos en una de ellas. Es aquí donde esta Luna Nueva en Virgo nos brinda la oportunidad de encontrar un compromiso entre estos dos aspectos de la psique femenina y por supuesto no puede ocurrir, sin la ayuda del otro componente de la pareja. El trabajo debe realizarse entre los dos componentes de la relación y no asumir toda la responsabilidad, desde un solo lado. Es aquí donde emerge una vez más el verdadero significado de esta angularidad Virgo-Piscis, que es el aprender a realizar el viaje hacia la liberación sin caer en el victimismo.

Coincidiendo con la Luna Nueva en Virgo, el regente de la misma, Mercurio, entra en su fase Pre-sombra del próximo Retrógrado que comienza el 27 de Septiembre y concluye el 19 de Octubre. Aunque escribiré aparte sobre este Retrógrado en el signo de Libra, debemos meditar sobre el estado de nuestras relaciones y sobre todo aquellas donde caiga el signo de la balanza en nuestra carta astral. El periodo pre-sombra comienza cuando Mercurio llega al grado del signo hasta donde retrogradará. Por tanto el 19 de Octubre cuando reanude su marcha hacia adelante lo hará desde el grado 10 de Libra que es donde se encuentra justo para esta lunación. Mercurio comienza este nuevo retrógrado en oposición a Kirón.

La Luna también reciben la oposición de Pallas y Neptuno desde Piscis, y es Pallas Athena quien nos recuerda que siempre hay una estrategia sabia y adecuada. Entre ellas el dejarse llevar por la creatividad interna en vez de por la obligación que sólo nos llevará a la víctima. Venus en Libra, opone a Eris y juntas forman cuadratura a Plutón, activándose así la cuadratura Eris-Plutón que venimos viviendo desde hace casi 4 años. Ahora en su punto más exacto, lo que describe la situación en Afganistán y el éxodo de refugiados una vez más. Es posible que esta Luna Nueva mobilize a Organizaciones como la Cruz Roja y Médicos sin fronteras, para poder traer ayuda a esas familias convertidas en refugiados por la situación en ese país. Esta es la oportunidad para la toma de consciencia, que todos somos refugiados de una forma u otra. Lo que sufren toda esta gente desplazada lo sufrimos todos. Ya no podemos decir, que mientras que no ocurra alrededor de mi esquina, no es problema mío. Sí lo es.

Esta Luna Nueva en Virgo que culminará con la Luna Llena en Piscis nos ofrece la gran oportunidad de recordar, que estamos en un momento de nuestra historia, donde la dualidad y la separación entre naciones, ya no tiene lugar. Aunque todos nos tengamos que ocupar de nuestro propio jardín, las flores y lo árboles crecen en el mundo entero, y para que yo pueda tener acceso a ellos, la Pachamama debe estar en un estado de salud óptimo. Ya no hay más excusas, sólo el entendimiento y la comprensión de que Todos somos Uno. Nada de lo que le pasa al mundo hoy puede ser solucionado por una nación, sino por el esfuerzo de Todos, al unísono.

Feliz Luna Nueva en Virgo!!!!!

Un nuevo ciclo lunar comienza una vez más, que culminará con la Luna Llena en Piscis el 20 de Septiembre, coincidiendo con el Equinoxio de Otoño-Primavera. Esta Luna Nueva en Virgo de los próximos 2 días, nos inicia en esta angularidad Virgo-Piscis que tanto habla del inicio del héroe en su toma de consciencia de […]

LUNA NUEVA en VIRGO – 6 y 7 de Septiembre, 2021 — Astrología Arquetípica – Cristina Laird

Un pensamiento en “LUNA NUEVA en VIRGO – 6 y 7 de Septiembre, 2021 — Astrología Arquetípica – Cristina Laird

  1. Pingback: LUNA NUEVA en VIRGO – 6 y 7 de Septiembre, 2021 — Astrología Arquetípica – Cristina Laird | Curación del Alma – Emisaria Amor y Paz

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s